julio 21, 2020

CEFIS en la prensa


Conversación giró en torno a impuestos a ‘súper ricos’ y al rol del empresariado en la recuperación post-COVID. 

En el marco de la sesión extraordinaria del Consejo Europeo donde los líderes de la Unión Europea discuten un fondo de recuperación post-COVID, la semana pasada un grupo de 83 millonarios de siete países hicieron publica una carta titulada «Millonarios por la Humanidad». En la publicación, plantearon que la crisis del COVID-19 ha revelado la fragilidad de los sistemas y emplazaron a sus respectivos gobiernos a alzar los impuestos a los «súper ricos» para paliar la crisis y hacer frente a la reconstrucción mundial post-pandemia. Para comentar este tema y otros relativos al papel de la filantropía en el actual contexto, la mañana de este martes 21 de julio, Magdalena Aninat conversó con los periodistas Claudia Álamo y Andrés Vial en el programa Será Otro Día de Radio Concierto.

En la instancia, la directora del CEFIS comentó que durante la pandemia, tanto en el país, como en el resto de la región y el mundo, el rol de la filantropía ha sido fundamental, incluso en países que cuentan con estados y sistemas de seguridad social más fuertes que Chile, destacando la importancia de las organizaciones de la sociedad civil, las que además de movilizar recursos públicos y multiplicarlos con recursos privados, son capaces de entregar más ágilmente soluciones integrales en distintos territorios, agregando que «es importante aclarar que la filantropía no puede ser argumentada como una forma de evadir impuestos o eludir el compromiso que tenemos todos con el Estado. Los impuestos deberían ser un instrumento eficiente para recaudar y distribuir a través del Estado».

Respecto a la mencionada carta de los «súper ricos» y frente a la contingencia específica de Chile, la directora del CEFIS comentó que los firmantes son parte de un movimiento que no solamente está pensando en una recuperación económica rápida, sino también más sostenible en temas sociales y medioambientales, añadiendo que «es interesante lo que ellos dicen: que no podemos salir de la misma manera de esta crisis que nos ha mostrado la fragilidad de la población».

En cuanto a los empresarios chilenos y a su rol en la contingencia, Aninat destacó lo hecho por el fondo SiEmpre por Chile, que a través de donaciones de empresas, ha hecho un aporte de 105 mil millones de pesos; «las donaciones en promedio en Chile el año pasado fueron de 160 mil millones, por lo que este aporte no es poco y además se hizo con agilidad». Asimismo, ahondó en el dilema por el que atraviesan hoy las empresas, las que – desafiadas en utilidades – pueden considerar el aspecto social como prescindible. Si bien a su juicio el aporte inicial de las empresas ha sido significativo, plantea que la coyuntura impone la necesidad de un mejor compromiso de recuperación y de líderes que sean capaces de asumirlo y que «falta esa parte de la conversación tanto en el mundo empresarial, como en el mundo político».

Por último y con miras a la próxima discusión parlamentaria en torno al proyecto de ley que busca imponer un impuesto patrimonial de 2.5% a las fortunas mayores a 22 millones de dólares, Aninat comentó que si bien países de la OCDE que han tenido impuestos al patrimonio, muchos han ido saliendo de ahí porque es un impuesto difícil de recaudar y que puede generar un efecto contrario en la inversión. Por lo que ahondó en la necesidad de analizar los impuestos y exenciones que puedan generar externalidades negativas, haciendo además un llamado a convocar al mundo empresarial en alianzas público-privadas para invertir directamente en bienes públicos.

La entrevista se puede escuchar AQUÍ.